Programas del usuario

  • Fondo
  • Fade speed
  • Música
  • Tamaño del texto
Escoge un tema de fondo.
Escoge la velocidad con que se reemplazan las etapas de la oración diaria.
Escoge la música a escuchar durante tu oración diaria.
Escoge el tamaño del texto de la oración diaria.

Juan 17:1-11

La Palabra de Dios

Dicho esto, Jesús elevó los ojos al cielo y exclamó: "Padre, ha llegado la hora: ¡glorifica a tu Hijo para que tu Hijo te dé gloria a ti! Tú le diste poder sobre todos los mortales, y quieres que comunique la vida eterna a todos aquellos que le encomendaste. Y ésta es la vida eterna: conocerte a ti, único Dios verdadero, y al que tú has enviado, Jesús, el Cristo. Yo te he glorificado en la tierra y he terminado la obra que me habías encomendado. Ahora, Padre, dame junto a ti la misma Gloria que tenía a tu lado antes que comenzara el mundo. He manifestado tu Nombre a los hombres: hablo de los que me diste, tomándolos del mundo. Eran tuyos, y tú me los diste y han guardado tu Palabra. Ahora reconocen que todo aquello que me has dado viene de ti. El mensaje que recibí se lo he entregado y ellos lo han recibido, y reconocen de verdad que yo he salido de ti y creen que tú me has enviado. Yo ruego por ellos. No ruego por el mundo, sino por los que son tuyos y que tú me diste - pues todo lo mío es tuyo y todo lo tuyo mío-; yo ya he sido glorificado a través de ellos. Yo ya no estoy más en el mundo, pero ellos se quedan en el mundo, mientras yo vuelvo a ti. Padre Santo, guárdalos en ese Nombre tuyo que a mí me diste, para que sean uno como nosotros".

Juan 17:1-11
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Active
    Default
    • Jesús habla desde las profundidades de su corazón. Nos habla del amor del Padre por Él y de su amor por el Padre, que es el corazón y núcleo de su bienestar. El amor del Padre sigue estando con Él hasta el final, incluso en la Cruz, hasta el punto de darlo todo, su vida.
    • “Esta es la vida eterna, que ellos te conozcan, el único y verdadero Dios, y Jesucristo, que has enviado”. Toda nuestra vida luchamos por conocerlo, a través de sus palabras y sus parábolas, y a través del mundo que nos ha confiado. En ningún momento podemos decir que comprendemos a Dios. San Agustín escribió: “La comprensión es el premio de la fe. Por lo tanto, no trates de comprender para poder creer, pero cree que puedes entender”. Mi misión humana es buscar a Dios por cualquier medio, y permanecer buscándolo hasta el día en que Él se me revele cara a cara.
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • La misión de Jesús está a punto de realizarse. San Juan ve la pasión y la muerte de Jesús, como el momento en el cual Él es más glorioso, porque su misión es revelar, en su forma humana, el amor infinito y la misericordia de Dios, en todas las circunstancias y para toda la humanidad.
    • Este amor y misericordia es más evidente, cuando Jesús responde, con amor y misericordia, al ser traicionado, rechazado, burlado, flagelado y crucificado. El mensaje es que nada puede separarnos de su amor y misericordia. Él nos deja claro la naturaleza íntima de Dios. El mal de toda la raza humana es transformado en el corazón de Jesús crucificado.
    • Contempla la cruz de Jesús, y reflexiona lo que Él soporta, para trasmitir la misericordia infinita y el amor de Dios. “Por sus heridas tú has sido curado”. (1 Pedro: 2-24).
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • Siempre que nos quede un soplo de aire en nuestro cuerpo, tenemos trabajo que hacer en la tierra para glorificar a Dios. Nunca podemos comenzar este trabajo, ni muy temprano, ni muy tarde. ¿Qué trabajo me llama el Señor a hacer hoy?
    • Audaces pueden parecer las palabras en este texto, pero me convocan a rezar para que el Señor del universo pueda ser glorificado en mí.
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • “Ésta es la vida eterna: conocerte a tí, único Dios verdadero, y al que tú has enviado, Jesús, el Cristo.” El Islam también conoce al Dios único y verdadero, y reconoce a Jesús como enviado por Dios. Toda nuestra vida luchamos por conocerlo, a través de palabras y parábolas, y a través del mundo que Él nos ha confiado. En ninguna etapa podemos decir que comprendemos a Dios. San Agustín escribió: “Él no es quien tú imaginas, o piensas que comprendes. Si lo comprendes, has fallado.” Mi misión humana es buscarlo por todos los medios, y seguir buscándolo hasta el día en que se me revele cara a cara. Señor, yo descanso mi cuerpo, aquieto mi mente y me enfoco en mi respiración. Entonces te busco ahí, en el silencio.
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • Jesús me desea vida eterna, y me la describe: el conocimiento de Dios y el conocimiento de Jesús. A medida que crezco en el conocimiento de Dios, comienzo a saborear las promesas de Jesús en la vida eterna. Doy gracias a Dios por la luz que he recibido, por las calladas revelaciones y por las inspiraciones personales que me han sido dadas.
    • Las letras AMDG son una invitación para vivir Ad Majorem Dei Gloriam, por la Mayor Gloria de Dios. Pienso cómo mis palabras, obras y talentos reflejan la Gloria de Dios, y me imagino firmándolas como AMDG.
    • Conocer a Dios no es solo un conocimiento intelectual. Significa intimidad con Dios, el tipo de intimidad que las parejas disfrutan, uno con otro. Estar envueltos en esa intimidad es experimentar algo de lo que será la vida eterna.
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • Debo trabajar sobre esto, Señor. La descripción de la vida eterna es absoluta. Conocer el único Dios verdadero está más allá de mi imaginación. ¿En nuestros cuerpos gloriosos, se mantienen nuestros sentidos de olfato, sabor, tacto, oído y visión, que tanto nos agradan hoy, y que parecen ser precursores de sentidos mejores? De alguna manera el conocimiento del único y verdadero Dios, deberá llevar estas alegrías a un nuevo nivel.
    • Jesús deseaba que el Padre enviara, antes de su muerte, signos a sus discípulos que señalaran que Dios estaba con Él, y que Él seguía el camino de Dios, incluso hasta morir en la Cruz. Más adelante ellos escucharían la voz desde el Cielo, glorificando el nombre de Jesús y entregando a los discípulos la seguridad y la esperanza, en la hora de la muerte de Jesús.
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • La vida eterna no es sólo para el futuro: es un regalo que comenzamos hoy a recibir, a través de nuestra Fe. Estar en contacto con Jesús es estar en contacto con una vida eterna plena. Algo se nos da que durará para siempre - la misteriosa vida de Dios. Contactamos esa vida en nuestra oración. Es como el agua viva, como una nueva mirada. Somos iluminados por la Luz de la Palabra.
    • La vida eterna no es solo para el cielo. Jesús quiere atraerme en su vida, para conocer a Dios.
    • Jesús vio que se le había dado autoridad sobre toda la gente; nosotros vemos cómo Él eligió ejercer esa autoridad. Pienso cómo uso la autoridad que puedo haber recibido y pido ayuda a Jesús.

El Lugar de Oración administrado por los Jesuítas Irlandeses