Programas del usuario

  • Fondo
  • Fade speed
  • Música
  • Tamaño del texto
Escoge un tema de fondo.
Escoge la velocidad con que se reemplazan las etapas de la oración diaria.
Escoge la música a escuchar durante tu oración diaria.
Escoge el tamaño del texto de la oración diaria.

Lucas 19:11-28

La Palabra de Dios

Cuando Jesús estaba ya cerca de Jerusalén, dijo esta parábola, pues los que lo escuchaban creían que el Reino de Dios se iba a manifestar de un momento a otro. "Un hombre de una familia noble se fue a un país lejano para ser nombrado rey y volver después. Llamó a diez de sus servidores, les entregó una moneda de oro a cada uno y les dijo: "Comercien con ese dinero hasta que vuelva". Pero sus compatriotas lo odiaban y mandaron detrás de él una delegación para que dijera: "No queremos que éste sea nuestro rey". Cuando volvió, había sido nombrado rey. Mandó, pues, llamar a aquellos servidores a quienes les había entregado el dinero, para ver cuánto había ganado cada uno. Se presentó el primero y dijo: "Señor, tu moneda ha producido diez más". Le contestó: "Está bien, servidor bueno; ya que fuiste fiel en cosas muy pequeñas, ahora te confío el gobierno de diez ciudades". Vino el segundo y le dijo: "Señor, tu moneda ha producido otras cinco más". El rey le contestó: "Tú también gobernarás cinco ciudades". Llegó el tercero y dijo: "Señor, aquí tienes tu moneda. La he guardado envuelta en un pañuelo porque tuve miedo de ti. Yo sabía que eres un hombre muy exigente: reclamas lo que no has depositado y cosechas lo que no has sembrado". Le contestó el rey: "Por tus propias palabras te juzgo, servidor inútil. Si tú sabías que soy un hombre exigente, que reclamo lo que no he depositado y cosecho lo que no he sembrado, ¿por qué no pusiste mi dinero en el banco? Así a mi regreso lo habría cobrado con los intereses". Y dijo el rey a los presentes: "Quítenle la moneda y dénsela al que tiene diez". "Pero, señor, le contestaron, ya tiene diez monedas". Yo les digo que a todo el que produce se le dará más, pero al que no tiene, se le quitará aun lo que tiene. En cuanto a esos enemigos míos que no me quisieron por rey, tráiganlos aquí y mátenlos en mi presencia"." Dicho esto, Jesús pasó adelante y emprendió la subida hacia Jerusalén.

Lucas 19:11-28
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Active
    Default
    • El sirviente tomó el riesgo de invertir el dinero de este hombre noble pero muy impopular. Yo puedo fácilmente encontrar razones para quedarme tranquilo acerca de mi fe y su práctica, mis talentos y habilidades. Rezo para que yo pueda aprender a usar bien mis oportunidades.
    • La tercera persona en la historia estaba paralizada por su miedo; si yo puedo reconocer en mi algo de su vacilación, le pido a Dios por el coraje que necesito.
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • En este evangelio, Jesús habla sobre los talentos. Se nos han dado regalos, y si los usamos sabiamente para nuestro propio beneficio y el beneficio de los otros, crecemos y florecemos. Si, por otra parte, dejamos de usarlos, permanecemos estancados y paralizados. Es en el orden de las cosas que crecen y se desarrollan, y al hacerlo así, abrimos nuestras mentes y corazones para todos los bienes que quiera darnos el Señor
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • Esta es una parábola enigmática. Hay dos líneas paralelas de la historia. Primero, la hostilidad entre el rey y los ciudadanos que quieren deshacerse de él. Segundo, las interacciones entre el rey y sus esclavos. Estos últimos reciben la mayor atención. El rey es avaro, tiránico y cruel. Su única cualidad positiva es su deseo de premiar la lealtad y la iniciativa en sus esclavos.
    • Es difícil saber cuál es la luz que esta parábola arroja sobre la naturaleza del reino de Dios (que es lo que la introducción nos hace esperar). ¿Puede estar enseñándonos de que nuestro servicio a Dios no es minimalista, resentido o temeroso, sino que es generoso, imaginativo y proactivo? ¿Qué necesitamos de nuestra voluntad, para tomar riesgos al responder al mandato de Dios? ¿Qué debemos estar listos para “perder nuestra vida”, y así poder “encontrarla”?
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • Algunos aspectos de esta parábola nos chocan: el despiadado noble con esclavos; el rey que matará a los que se le oponen. Pero permanece el tema central: Dios nos ordena usar lo que se nos da, los talentos individuales que nos marcan. Él quiere que marquemos una diferencia, no que nos relajemos en una zona de comodidad.
  • Reflexiones sobre la lectura de hoy

    Inactive
    Default
    • En este relato de Jesús hay un sentido de despedida. Pronto se alejará de ellos; en efecto, les cuenta esta historia cuando ya está cerca de Jerusalén, donde será condenado a muerte. El hombre noble del relato entrega lo que posee a sus sirvientes; es como si su trabajo debe ser ahora realizado por otros. Lo mismo sucede a Jesús y ahora a nosotros; somos a los que se nos ha confiado la misión y la vida de Jesús en este tiempo. En nuestras oraciones podemos descubrir los dones y talentos que podemos entregar para el servicio de Dios, aquí y ahora - hoy día mismo.
    • Mientras vivimos en el espíritu de los Evangelios, nuestras almas crecen. Se le da más al que tiene más. No es maldad de parte de Dios: Dios desea lo mejor para todos. Cuando ponemos, lo que somos y poseemos, al servicio de Dios, recibimos mucho más de lo que damos. Nada se pierde en las manos de Dios.
    • Soy a veces semejante a las personas a quienes Jesús habló: deseo ver algunas pruebas, algo inmediato. Jesús me recuerda que la fe es real cuando se mantiene y actúa.
    • Puedo conseguir que mi fe sea fortalecida, al reconocer donde Dios ha respondido a mis oraciones.

El Lugar de Oración administrado por los Jesuítas Irlandeses