Programas del usuario

  • Fondo
  • Fade speed
  • Música
  • Tamaño del texto
Escoge un tema de fondo.
Escoge la velocidad con que se reemplazan las etapas de la oración diaria.
Escoge la música a escuchar durante tu oración diaria.
Escoge el tamaño del texto de la oración diaria.

Hoy te invitamos a abrir un "Espacio Sagrado", y a permanecer aquí diez minutos orando, mientras estás frente a tu computador, con las guías en la pantalla y las Escrituras escogidas para cada día.

Comienzo de la Oración »

Algo para pensar y orar en esta semana

Como de un Amigo a Otro

La comprensión bíblica de la oración, como una conversación con Dios, es llevada adelante por la espiritualidad cristiana, aunque a veces tiende a oscurecerse en oraciones locales y vocales, cuando usamos palabras de otros, en vez de las nuestras. Santa Teresa de Ávila nos articula una larga tradición cuando dice: “La oración mental no es nada más que una amistad íntima, una frecuente conversación, de corazón a corazón, con Dios, del que sabemos que somos amados.
Ignacio tenía la misma idea, cuando propuso el “coloquio” como una forma de orar. “Coloquio” significa “conversar juntos”. Es una conversación personal y espontánea entre amigos. Ignacio dice: Imagina a Cristo nuestros Señor, ante ti, clavado en su Cruz, y haz un coloquio con Él… Un coloquio significa conversar como un amigo habla contigo, a veces pidiendo un favor, otra vez confesando haber hecho algo malo, o compartir algunas preocupaciones y pidiendo consejos sobre ellas.

 

En otros escritos, Ignacio alaba lo que él se atreve a llamar “familiaridad con Dios”. Necesitamos atrevernos a incorporarnos a esta familiaridad. Para profundizar una amistad, las personas necesitan pasar tiempo, juntos y solos; tiempo para hablar y tiempo para escuchar; tiempo para explorar las vidas del amigo y entender sus diferentes valores actitudes y preferencias. Abrirse a un amigo es la esencia de la amistad; cada uno se vuelve vulnerable al otro. Yo pregunto: “¿Me aceptarás tal como soy? ¿Encontraré que soy tratado con cariño? ¿Mi dignidad sobrevivirá a tu mirada?

El Lugar de Oración administrado por los Jesuítas Irlandeses