Programas del usuario

  • Fondo
  • Fade speed
  • Música
  • Tamaño del texto
Escoge un tema de fondo.
Escoge la velocidad con que se reemplazan las etapas de la oración diaria.
Escoge la música a escuchar durante tu oración diaria.
Escoge el tamaño del texto de la oración diaria.

Oración diaria - 2019-05-17

La Presencia de Dios

Dios está conmigo ... pero es más:
Dios está dentro de mí, regalándome mi existencia.
Deseo quedarme unos momentos
en su Presencia, que me da la Vida,
en mi cuerpo, en mi mente,
en mi corazón, y en la totalidad de mi ser.

La Libertad

Señor, concédeme la Gracia
de poseer la libertad de espíritu.
Limpia mi corazón y mi alma
para que pueda vivir alegremente en Tu Amor.

La Conciencia

En la Presencia y Amor de Dios, recuerdo paso a paso el día que termina, comenzando por este instante y mirando hacia atrás, momento a momento.
Recojo y guardo todo lo bueno y luminoso, con mi gratitud.
Pongo atención a las sombras y lo que ellas me dicen,
y busco la sanación, la valentía y el perdón.

La Palabra de Dios

Juan 14: 1-6

Jesús dijo a sus discípulos: "No se turben; crean en Dios y crean también en mí. En la casa de mi Padre hay muchas habitaciones. De no ser así, no les habría dicho que voy a prepararles un lugar. Y después de ir y prepararles un lugar, volveré para llevarlos conmigo, para que donde yo esté, estén también ustedes. Para ir a donde yo voy, ustedes ya conocen el camino". Entonces Tomás le dijo:"Señor, nosotros no sabemos adónde vas, ¿cómo vamos a conocer el camino?" Jesús contestó: "Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida. Nadie va al Padre sino por mí."

Reflexiones sobre la lectura de hoy

Active
Default
  • Es extremadamente sorprendente que la noche antes de ser ejecutado de una manera tan horrible y brutal, Jesús esté tranquilizando y consolando a sus amigos: ¡“no permitan que sus corazones se atribulen”! ¿Quién lo consuela a Él? Hasta el mismo final sigue confiando en el poder y amor del Padre.
  • Hay algo casi familiar en la imagen de las habitaciones en la casa de mi Padre, con Jesús preparando nuestras acomodaciones y luego volviendo para guiarnos a la casa. Nótese que todavía está desempeñando el rol de sirviente, preocupándose de visitas importantes.
  • Las palabras de Jesús son una fuente de consuelo en los funerales. Habla poderosamente a nuestro temor a la muerte, “el país no descubierto”, donde estamos todos en oscuridad. Jesús, la Luz, nos guía en el viaje más temido y desconocido de todos.

Conversación

Como me ha llegado la Palabra? Me ha dejado indiferente?
Me ha consolado, o me ha impulsado a actuar en otra forma?
Imagino a Jesús mismo, sentado o de pie, cerca de mí.
Me vuelvo hacia Él y le abro mi corazón.

Conclusión

Gloria al Padre,
Gloria al Hijo,
Gloria al Espiritu Santo,
como era en el principio,
es ahora, y siempre será,
por los siglos de los siglos
Amen

El Lugar de Oración administrado por los Jesuítas Irlandeses