Programas del usuario

  • Fondo
  • Fade speed
  • Música
  • Tamaño del texto
Escoge un tema de fondo.
Escoge la velocidad con que se reemplazan las etapas de la oración diaria.
Escoge la música a escuchar durante tu oración diaria.
Escoge el tamaño del texto de la oración diaria.

Oración diaria - 2022-01-22

La Presencia de Dios

Dios está conmigo ... pero es más:
Dios está dentro de mí, regalándome mi existencia.
Deseo quedarme unos momentos
en su Presencia, que me da la Vida,
en mi cuerpo, en mi mente,
en mi corazón, y en la totalidad de mi ser.

La Libertad

Pediré la ayuda de Dios,
para librarme de mis preocupaciones,
y estar atenta/o a Dios en este tiempo de oración,
para llegar a amarlo y servirlo cada vez más.

La Conciencia

Me recuerdo que estoy en la Presencia del Señor. Me refugiaré en Su Corazón. Él es mi fortaleza en momentos de debilidad. Él me consuela en momentos de dolor.

 

La Palabra de Dios

Marcos 3:20-21

En aquel tiempo, Jesús fue a casa con sus discípulos y se juntó de nuevo tanta gente que no los dejaban ni comer. Al enterarse su familia, vinieron a llevárselo, porque decían que no estaba en sus cabales.

Reflexiones sobre la lectura de hoy

Active
Default
  • Jesús me dice que irá a descansar en compañía de aquellos que mejor lo conocen. Contento voy con Él, pero la visita se convierte en un desastre. Más tarde, cuando me dice que no tiene donde reposar su cabeza, me doy cuenta del significado profundo de estas palabras: Él es rechazado por aquellos con quienes esperaba descansar. Pido nunca llegar a rechazarlo, y Él sonríe con su sonrisa especial y me lo agradece.
  • Veo que Jesús es una complicación para sus parientes: sus vidas tranquilas son sacudidas por las multitudes; tal vez, ellos también saben que los líderes religiosos están confabulando contra Él y que ellos mismos pueden sufrir en consecuencia. Jesús, yo también puedo convertirme en una complicación para los amigos – por ejemplo, protestando contra algunas injusticias. San Ignacio habla de la necesidad de ‘coraje en empresas difíciles’. Por favor, dame ese regalo.

Conversación

Sin olvidar que sigo en la Presencia de Dios, imagino a Jesús mismo, de pie o sentado a mi lado. Le digo todo lo que está en mi mente, y en mi corazón, tal como se le habla al mejor amigo.

Conclusión

Gloria al Padre, al Hijo, y al Espíritu Santo,

Como era en un principio,

es ahora y siempre será,

por los siglos de los siglos

Amén

 

 

El Lugar de Oración administrado por los Jesuítas Irlandeses